fbpx

El Olfato de tu PERRO

SoloEsUnPerro 2018-10-16T10:26:17+00:00 16/10/2018|Adiestramiento Canino|Sin comentarios
5 (100%) 3 votos

Muy buenas,

Como ya sabes arrancamos nuevo curso, el curso de Olfato Terapéutico y es obligatorio un vídeo dedicado a revisar las diferencias entre el olfato de tu perro y el humano.

Se ha hablado mucho y existe gran cantidad de información sobre un sentido altamente especializado de tu perro, su olfato.

Os dejo en la sección de referencias tres libros que os pueden interesar y que hablan del sentido del olfato de los perros.

Os dejo con el vídeo:

El olfato canino y sus utilidades

Hay dos vertientes dentro de las utilidades del olfato desde el punto de vista del adiestramiento y la educación canina:

  1. Desde el punto del vista del adiestramiento, se ha usado el olfato para labores de un amplio espectro, entre ellas: para detectar enfermedades, para la detección de plagas, para búsqueda de explosivos, de drogas, de minas enterradas en el suelo, de dinero en efectivo, etc. Son innumerables las aplicaciones que se pueden dar al olfato canino
  2. Desde el punto de vista de la Educación Canina se puede usar el olfato como un área de trabajo en técnicas de intervención cognitivo conductuales. Por ejemplo se pueden encontrar casos de perros con miedo, ansiedad o reactividad donde una parte del trabajo a realizar esté relacionado con el olfato

Nuestro mundo y su mundo

Mientras que nosotros siempre vamos a usar mucho más frecuentemente la información visual, tu perro optará en muchos casos por analizar el mundo a través del olfato, por los motivos que veremos más adelante.

Podemos afirmar de modo coloquial que nosotros vemos el mundo mientras que tu perro lo huele

Datos curiosos del Olfato Canino

Nosotros podemos oler una cucharada de azúcar en la taza del desayuno. Tu PERRO puede llegar a detectar una cucharada de azúcar en una cantidad de 4.000.000 de litros de agua, lo que equivale a dos piscinas olímpicas. De una forma más precisa, son capaces de detectar una sustancia en una concentración de 10-18.

Imagina por un momento que fueses capaz de detectar un molécula de amoniaco entre 1018 moléculas de agua.

Diferencias Anatómicas del Olfato de tu PERRO

Algunas diferencias anatómicas entre el olfato canino y el humano son las siguientes:

Millones de Células Olfativas

Nuestras células especializadas en el olfato son aproximadamente unos seis millones.

Por el contrario, un sabueso tiene alrededor de trescientos millones de células.

Obviamente estos números varían en función de la raza y el tamaño del perro.

Nuestro volumen dedicado a oler está alrededor de los cinco centímetros cuadrados, en el perro pueden estar en torno a los cien centímetros cuadrados.

Volumen de los Bulbos Olfatorios

En el perro, la parte dedicada a procesar la información olfativa, los bulbos olfatorios, supone alrededor del octavo del volumen total de su cerebro.

Nuestro centro de proceso de la información visual, los lóbulos occipitales, no llegan a ocupar ese octavo del volumen de nuestro cerebro.

Regeneración de las Células

Uno de los hechos más sorprendentes del olfato canino es que las neuronas olfativas se regeneran cada pocas semanas, como bien indica en su amplia revisión el Libro “Tu PERRO Piensa y te quiere”, que considero la mejor revisión hasta la fecha del estado del arte en materia de Adiestramiento y Educación Canina.

Órgano Vomeronasal u Órgano de Jacobson

Otra de las grandes diferencias anatómicas en el olfato canino es una estructura que no tenemos los humanos: el órgano vomeronasal.

Este órgano está especializado en recibir información feromonal. Aunque su función no es exclusivamente esta.

El órgano vomeronasal se encuentra encima del paladar duro y a lo largo del septo nasal.

Las feromonas son sustancias químicas secretadas con el fin de provocar comportamientos específicos en otros individuos de la misma especie.

Diferencias Funcionales del Olfato Canino

Desde el punto de vista profesional de la Educación Canino y el Adiestramiento podemos ver dos grandes áreas funcionales del olfato:

  • Desde un estado consciente y voluntario tu perro puede buscar y analizar información del entorno a través de su olfato.
  • Pero cuando lo usamos en intervención cognitivo conductual la parte inconsciente tiene el papel principal. El sentido del olfato evoca de forma involuntaria emociones de valencia positiva o negativa

Incapacidad para adaptarse a un olor

Cuando nosotros entramos en una sala con un olor a los pocos minutos nos hemos adaptado, y nos resulta imperceptible, de forma que para volver a percibirlo debemos salir y volver a entrar al cabo de un rato a la sala.

Sin embargo el olfato del perro no se adapta, de forma que el olor siempre es perceptible a lo largo del tiempo. Tu perro puede apartar el olor a un segundo plano atencional, pero siempre será capaz de volver a centrarse en el olor y percibirlo.

Para hacer una analogía, nuestra vista siempre percibe el color de la pared de fondo, no empezamos a ver en blanco y negro los colores de una habitación tras un rato en ella. Eso mismo le ocurre al olfato de tu PERRO.

Por ello, es información continua

Tu PERRO es capaz de apreciar las diferencias en la concentración de moléculas de olor, de forma que la información olfativa cambia a cada paso y en cada instante.

Gracias a esta capacidad tu PERRO es capaz de seguir un rastro, no solamente identifica un olor sino que conoce si se acerca o se aleja de su objetivo.

Si tiene que elegir, la información olfativa le da mucha más información del entorno, ya que tiene un carácter temporal.

Olfato y tu PERRO, ¡no olvides esto!

  1. El olfato no es la solución a todo. Es decir, si esperas resolver un problema de agresividad perro-perro ÚNICAMENTE estimulando el olfato casi con toda seguridad no se van a cumplir tus expectativas. Hay que hacer un plan integral, un área puede ser el olfato, pero hay que trabajar otros aspectos.
  2. La dificultad debes plantearla de forma progresiva. No debes plantear un ejercicio de búsqueda que excede la capacidad de tu perro, ve poco a poco incrementando la dificultad de las búsquedas.
  3. No llegues a saturar. La búsqueda es algo motivador para tu perro, no lo conviertas en algo aburrido y tedioso. Usa contextos diferentes, ejercicios que cambien la forma de estimular su olfato. Para esto te recomiendo unirte a nuestro curso de olfato terapéutico

Referencias

  • Tu perro piensa y te quiere: Entrenar perros no es como te habían contado. Autor: Carlos Alfonso López García
  • En la mente de un perro: Lo que los perros ven, huelen y saben. Autora: Alexandra Horowitz
  • El reino de los sentidos. Autora: Anne Lill Kvam.

¿Quieres aprender diferentes ejercicios de olfato para practicar con tu PERRO? APÚNTATE YA a nuestro Curso de Olfato Terapéutico

¿Quieres recibir nuestros vídeos y consejos por mail?



  
política de protección de datos

Nuestros alumnos nos avalan. ¡Pídenos información!

Un fuerte abrazo, Javi Martínez.

Deja tu comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies