¡Buenas a todos!

De momento la pirotecnia es popular en muchas zonas del mundo. Las consecuencias para muchos perros de esta costumbre es pasar semanas continuadas de miedo debido a los petardos. 

1.- Introducción al Post

Es una de las preguntas más frecuentes en momentos como la Navidad, San Juan o las festejos de verano.

Para tratar de una forma muy diferente cada uno de los casos con los que se puede encontrar una familia con perro ante esos momentos de «petardos muy probables», he dividido la Charla en tres casos bien diferenciados:

  1. Perros con Miedo a los petardos,
  2. Perros que no han mostrado miedo a los petardos hasta el momento.
  3. Perros que por su edad, aún NO sabemos cómo reaccionarán a los petardos, son jóvenes o cachorros.

2.- Perros con Miedo a los Petardos

Es el caso que más estrés genera en la familia, tanto en el perro como en sus guías. Es una sensación de falta de control y predictibilidad a cada momento.

2.1.- Zona de Seguridad, ¿ya la ha seleccionado?

En algunos episodios previos has observado que tu PERRO ha seleccionado una Zona de Seguridad, un lugar donde se mete para tratar de calmarse en el momento de los petardos. Es típico que estos lugares formen una guarida, algunos lugares frecuentes seleccionados pueden ser debajo de camas, la bañera, o el trasportín (en el caso de estar accesible en la casa).

2.1.1.- Si ya ha seleccionado su Zona de Seguridad

Asegúrate que cuando te vas de casa siempre tiene acceso a su zona de seguridad.

Además puedes mejorar la zona para hacerla aún más confortable. Aquí hay diferentes estrategias que puedes tomar:

  • Colocar algo de música en ese espacio para tratar de amortiguar el sonido entrante del exterior.
  • Preparar un juguete interactivo suculento, nervio de toro o similar por si es de los que puede concentrarse en otra tarea (es un caso extraño, no suelen coger comida en esas situaciones)
  • Incluso hay familias que insonorizan con sus medios y posibilidades la habitación donde su PERRO decide cobijarse, como si se tratase de una sala de ensayo de un grupo de música.

2.1.2.- Si todavía no ha seleccionado su Zona de Seguridad ante los Petardos

En ese caso te aconsejo que meses antes comiences a trabajar el trasportín como un zona de calma. Esto da para otro post. 

La idea es que llegado un momento de petardos en la calle es muy probable que seleccione el trasportín como zona segura. Esto me recuerda una ocasión donde la familia montaba a su perro en el trasportín dentro del coche (que por supuesto estaba el en garaje) y ponían música para pasar esos malos ratos. Recuerdo cómo se fijaban en la tecnología de insonorización de su próximo coche.

2.2.- Elementos de Apoyo

Hay dos elementos de apoyo con los que tengo mejores experiencias en casos como el del miedo a los petardos:

2.2.1.- Camiseta Antiansiedad

La camiseta antiansiedad se basa en una tecnología que aplica una suave y constante presión en el torso del perro. 

Aunque como ya he comentado no garantiza resultados en todos los casos, si que funcion muy bien para muchos casos de miedo ante ruidos. Lo más importante que debes tener en cuenta es que para llegar a tener buenos resultados debes seguir un proceso y no colocar la camiseta las primeras sesiones en presencia de fuertes ansiógenos (como por ejemplo los petardos)

2.2.2.- Collar Zen

Hemos usado este collar en nuestros perros ante situaciones que puedan ser estresantes y de forma preventiva. Se basa en el uso de aceites esenciales de tres plantas, valeriana, pasiflora y camomila. 

2.3.- Paseos los Más Seguros Posibles

Evidentemente no sabemos cuando va a sonar un petardo, pero si podemos predecir cuales son las horas del día en las que hay más detonaciones, o incluso mirando los programas de las fiestas de cada ayuntamiento podemos ver las horas en las que habrá fuegos artificiales, pregones, o actividades más multitudinarias en las que existe mayor probabilidad de que tiren petardos.
De todos mods os dido varios puntos a tener en cuenta:

  • Trata de buscar los momentos de menos ruido
  • Ajusta el arnés para evitar fugas y ponle una chapa
  • Evita la noche en la medida de lo posible

2.4) Presta atención a tu PERRO y ¡NO LO IGNORES!

Las emociones no se pueden reforzar, con esto quiero decir, que no por tocar a tu perro ante una situación que le genera miedo, vas a reforzar que en futuras ocasiones tenga más miedo.
Si tu perro tiene miedo, y tu lo notas porque viene a pedirte ayuda, o apoyo emocional,  no lo ignores, no va a servir para nada no ayudarle en ese momento, ignorando sus emociones tampoco vas a conseguir que deje de tener miedo.
Al contrario, el siguiente recurso por el que puede optar si ir a ti no funciona, es irse lejos de lo que le da miedo, es decir huir. 

2.5) Si lo ves necesario y puedes hacerlo… ¡Aléjate de la zona de Ruido!

Si tienes la opción de ir a una zona más tranquila, una casa rural, la casa de algún amigo que viva alejado de la zona urbana, sería perfecto.
Entendemos que es más difícil, pero en perros que lo pasan realmente mal en estas situaciones, lo ideal es no exponerles. 
Incluso una opción si tu no puedes irte, es dejar tu perro con alguien de confianza, una residencia canina alejada, etc.

2.6) Hay que prepararse con tiempo

En el momento que grabe la charla canina no quedaba tiempo para prepararse, la que lo grabe en navidad, pero si lees este post fuera de la temporada estás de suerte.
La mejor manera de que tu perro lleve mejor esta situación es tomar todas las medidas que os he explicado con bastante tiempo.

 

3) PERROS que NO han mostrado preocupación hasta el momento

Ante todo tenemos que tener en cuenta, que muchos miedos no son aprendidos, si no que tienen un componente genético muy grande, en muchos casos no sabemos su pasado, no conocemos a los padres, etc.
nosotros tenemos la gran suerte de que de entrada nuestros perros no han mostrado miedo en ningún momento de su vida, ni en la etapa de cachorro, ni en la etapa joven.
Y después «la suerte» o la selección del cachorro, queda en un segundo plano, y pasa al primero el manejo. 
¿A qué me refiero con esto? Evidentemente  en la mayoría de los casos, cuando vives en sociedad ocurren cosas, y entre ellas los diversos sonidos de tormentas, fuegos artificiales, petardos, etc
Y la reacción de un perro que nunca ha mostrado miedo puede variar según nuestra reacción y de la del resto de perros con los que están.
Pero más importante aun es no meternos en líos, si no queremos que nuestro perro, sin miedo, pueda empezar a tener cierta inseguridad lo mejor es no exponerles a esas situaciones.

3.1) No sobreexpongas a tu PERRO. No hay necesidad.

Aunque tu perro no haya mostrado preocupación hasta ahora, es de sentido común no meter al perro en las fallas por ejemplo o en un lugar donde vayan a estar media hora tirando petardos.
Puede que no pase nada, pero puede también que si, y que un perro que vivía feliz y sin miedos, de pronto empiece a pensar que el mundo se va a acabar cada vez que escuche una simple bombeta 

 

4) PERROS que no sabemos cómo reaccionarán

En este grupo podemos incluir a jóvenes o cachorros que no han tenido una experiencia previa con detonaciones, y yo os aconsejo diferentes puntos:

  • Prepara una sesión de masticación relajada, o de olfato, o un juguete interactivo de lo más suculento. (Juguetes interactivos, la LickiMat, las alfombras de olfato, etc)
  • Una vez positivizado el transportín es una buenísima opción a utilizar como lugar seguro y de descanso en estos momentos.
  • Evita meter a tu PERRO en líos, es decir, volvemos al punto nº 3, no sobreexpongas a tu perro.
  • En la calle busca zonas sin petardos «directos».

 

 

Espero que esta Charla pueda ayudar a muchas familias con perro a pasar unas Navidades más tranquilas.

Si te ha gustado este vídeo comparte, etiqueta y ¡NOS VEMOS EN EL SIGUIENTE!

¡Accede ya a nuestro curso de cuatro semanas GRATUITO! Deja tus datos pinchando en el siguiente botón

 

Nuestros alumnos nos avalan.

¡Pídenos información!

Un fuerte abrazo, Javi Martínez.